Románico, misterio...y petróleo

tiogilito
Mensajes: 1664
Registrado: 24 Mar 2007, 18:29
Contactar:

otro pajarito

Mensaje por tiogilito »

Esto del bestiario sirve para un roto y un descosido. La investigadora María Fernández Parrado en un estudio muy detallado sobre la iconografía de Santa María de Carzana (Villanueva) cita del bestiario al Ibis, de culto egipcio, que era considerado en el mundo medieval como la más sucia de las aves, que comía carroña, peces muertos y serpientes, en las aguas sucias y pestilentes. "Simboliza al hombre hundido en los vicios, al miserable que goza pecando y es incapaz de beber en las aguas puras, del saber de la Sagrada Escritura,-el hombre que no la entiende, que de ella hace escarnio, que desprecia lo que dice, vive como el ibis".
Por otro lado, en esta magnífica web dedicada al bestiario por un gran especialista (Malaxecheverría), se menciona lo descrito por la calandria, pero con otro nombre : el caradrio, que me suena a lo mismo.
http://www.lavondyss.net/biblioteca/bes ... DIEVAL.htm#
allí se cuenta una historia relacionada con Alejandro Magno y este lindo pajarito.
tiogilito
Mensajes: 1664
Registrado: 24 Mar 2007, 18:29
Contactar:

Re: Románico, misterio...y petróleo

Mensaje por tiogilito »

Como estoy tan satisfecho al haber encontrado acomodo al pajarito de esta historia, me voy a permitir mostrar -aunque gótico- dos imágenes del Salterio de la reina Mary de 1310 de la British Library con el caradrio negativo: el pajarico vuelve la cabeza; el tipo casca como el de nuestro capitel
Imagen Imagen
y otro positivo: el caradrio o calandria mira al enfermo, absorbe su mal y al volar lo expande por el cielo librando al sujeto.
Solo por si algún espíritu escéptico duda de ...las palabras de Reau.
tiogilito
Mensajes: 1664
Registrado: 24 Mar 2007, 18:29
Contactar:

Re: Románico, misterio...y petróleo

Mensaje por tiogilito »

En este hilo, que para mi personalmente, ha resultado todo un descubrimiento, tenemos una importante novedad que nos permite completar finalmente la identificación de todos sus elementos.
Pero nos podemos detener un poco, (por lo insólito de su escena y significado, y por el valor de sus personajes) en la calandria, protagonista al fin porque es quien nos transmite el veredicto sobre el final del borracho y mujeriego, pese a los intentos de sacerdote y monaguillo de impedir que esos diablos se lleven el alma del difunto que muere bebiendo hasta el instante final.
Para documentar el pajarito tenemos que acudir a la wiki francesa, porque la española anda más bien flojita, en manos de ornitólogos y nosotros no vamos por ahí.
Imagen
En esta imagen del siglo XIII de la BNF tenemos las dos opciones y lo contento que se pone, saludando, el enfermo que va a curarse en la viñeta inferior.
Cuentan los franceses que era visto con cabeza de águila y cola de serpiente, con un plumaje blanco inmaculado. Refinado y solitario era visto como ave nocturna y las marcas de su cara creían que se parecía a una calavera, lo que pudo impresionar a la gente de la Edad Media para darle ese significado que conocemos.
Por su capacidad para curar enfermedad incurables, era muy considerado en las cortes, donde creían que anunciaba la muerte de reyes.
Según Claude Élien únicamente puede curar la ictericia mirando en los ojos al enfermo; para otros, se utiliza la médula de su muslo para salvar a los enfermos. Su excremento cura la ceguera. Según el Deuteronomio es animal sagrado, por lo que no debe ser matado ni comido.
Es pariente de la alondra, otro pajarito con gran prestigio medieval.
Terminamos con otra visión más moderna de su apasionante oficio.
Imagen
Pues , mañana el acertijo final.
tiogilito
Mensajes: 1664
Registrado: 24 Mar 2007, 18:29
Contactar:

Pajaritos por aquí

Mensaje por tiogilito »

Pues va a ser que no. Que no puedo terminar aclarando el último misterio del capitel, que ya anticipo, dejamos en duda sobre el objeto que aparece junto a la cabeza del difunto borrachín. Y no es porque no tengamos ya la respuesta, que parece muy clara. No. Es que se nos ha metido por medio el caradrio, calandria, o como guste llamarse de sus múltiples formas. Así que el misterio final, lo vamos a aplazar un poco, para darle un repaso al pajarito. ¿Y por qué?
Pues, como siempre, tirando de la cereza. En este caso, la cereza agarrada ha sido "The witch on the wall" de Jorgen Andersen, que hemos utilizado en el hilo del sexo protector. Repasando su estudio, que siempre viene bien cuando no se controla mucho el british language, nos hemos encontrado que hace alusión a una serie de figuras que aparecen emparentadas con las sheelas y nos ha dado un estremecimiento con la descripción de una dama de bellas formas, largos y ajustados velos, etc.etc.que nos han recordado a la mujer de la calavera de Santiago. Pero no, no vamos por ahí, que nos la jugamos.
En la página 70 comenta la interesantísima portada románica de la iglesia de St.Mary en Alne, en Yorkshire, donde, además de zodiaco hay una serie de medallones para estudiar. El autor comenta un "Terobolem" -pareja entre llamas con gran significado- y luego una serie de escenas que responden a descripciones del bestiario, con claro sentido moralizante. Me ha costado bastante dar con una foto adecuada, pero al fin la tenemos
Imagen
la tiene en flickr jmc4 - Church explorer, que además adjunta una breve pero clara descripción.
La cereza nos lleva a buscar la literatura estupenda sobre esta portada de un inglés llamado George C.Druce, quien en 1912 publicó un completísimo estudio sobre el pajarito y su significado en base a esta portada. Aquí
http://bestiary.ca/etexts/druce1912/druce1912.htm
El doctor Druce señala otro ejemplo, ahora en un vitrail de la catedral de St.Jean de Lyon, visto por Emile Mâle, pero que aplazamos mostrarlo por el grave riesgo de despistojarse en su búsqueda. Lo tiene dibujado en su trabajo y si no hay más remedio, lo sacaremos de ahí.
Pero ahora vamos a ver algunos detalles muy valiosos de su estudio, como la insistencia en describir al caradrio como blanco cuando no lo es, y la figuración como Cristo salvador (y juzgador) cuando el pajarito estaba declarado como impuro. El investigador se dió un repaso monumental a todas las imágenes en los bestiarios y otros libros iluminados que, como mínimo, merece se lo tengamos en cuenta.
tiogilito
Mensajes: 1664
Registrado: 24 Mar 2007, 18:29
Contactar:

Alne y sus bichos

Mensaje por tiogilito »

Paréceme que el Agnus ha aparecido ahí con buena imitación con el fin de "cristianizar" tanto paganismo. Lo de siempre. Pero vamos a lo nuestro:
Druce, como cuenta su trabajo “El caradio y su leyenda, esculpido sobre la portada de la iglesia del siglo XII en Alne, Yorkshire”, era arqueólogo de los que se desplazaban en bici con su cámara. Difiere de G.Guinea en que se retiró para montar una destilería, mientras el dire no probaba el alcohol. Tratemos de aglutinar esas aficiones.
Pero la lectura que hace de las imágenes que contiene la arquivolta se lo facilita las inscripciones que contienen; de izquierda a derecha son :
1. VULPIS. Un zorro tumbado finge estar muerto, para capturar al intrigado pajarito que se le acerca. Esta y las demás descripciones se ajustan as las de los bestiarios.
2. PANTHERA. Una pantera abre la boca enfrentándose al dragón, su enemigo.
3. ALA (AQUILA). Un ágila con la cabeza vuelta.
4. HIENA. Una hiena muerde o arrastra un cadáver fuera de su tumba.
5. CALADRIUS. Un enfermo yace en la cama cubierto con una manta; sobre él se posa un gran ave, el caladrio, cuyo pico toca su cara.
Ahí nos paramos para estudiar nuestro bicho, pero resulta muy atractivo el número 8 donde pone TEREBOLEM, habitualmente descrito como LAPIDES IGNIFERI en donde un hombre y una mujer desnudos uno junto al otro, están rodeados de llamas. Eso de que hasta las piedras se quemen es una habilidad diabólica que aparece en la hagiografía de San Nicolás, con la barquita y el diablo disfrazado de mujer con su botellita, que tenemos que desarrollar en otro momento.
Y finalmente viene el nº 9 donde dos hombres parecen estar sobre una isla cuando realmente es el diablo convertido en ballena. Cosas del bestiario.
tiogilito
Mensajes: 1664
Registrado: 24 Mar 2007, 18:29
Contactar:

Lo que cuenta Druce

Mensaje por tiogilito »

No sé si ya hemos dicho que su estiércol cura la ceguera, curioso remedio para justo lo contrario del pájaro que deja ciego a Tobit y desencadena el famoso viaje de Tobías con el arcángel Rafael. Sin embargo, hay variaciones en las que lo valioso es el tuétano de su fémur.
Otra versión de Philip de Thaun: el pájaro tiene un gran hueso en el muslo; si el hombre que está ciego toma el tuétano y unta sus ojos, inmediatamente recuperará la vista.
Evidentemente, en todos los casos se alude al no bautizado (judíos, etc) que está ciego y el bautismo de Cristo le cura la ceguera.
También se le llama pájaro de Jerusalem pero sólo hemos encontrado alusiones a que es allí donde se le encuentra, sin ninguna connotación cristológica por ese lado.
Si lo consideran totalmente blanco (realmente sin color) es por su representación de Cristo.Ya observa Mr.Druce el contrasentido del color y la alusión a Cristo, siendo un pájaro impuro según el Levítico y el Deuteronomio, al que está prohibido comer e imitar. Naturalmente, la imitación no es de su canto, sino de su comportamiento, ya que come inmundicias y es rapaz y avaricioso.
En ese sagrado papel, el hecho de volver la cara para los no salvados, alude al pueblo judío, mientras la mirada al pueblo de los gentiles remedia sus males. Respecto a la absorción del mal, volar y esparcerlo por el cielo volando hacia el sol, significa: Cristo, igual que el león y el águila, aunque ellos crean que son sucios según la Ley, son tipos (variaciones) de Cristo por la razón de su propia cualidad. Porque el león es el rey de las bestias y el águila rey de las aves, y Cristo rey de todo lo creado.
(Este texto está sacado de un texto latin del siglo XIII en el museo británico.)
Imagen
finalmente, tomamos la imagen de la vidriera de Lyon del artículo del inglés, que toma el dibujo de Mâle.
Y para los que gustan de cosas claras sobre estos bichos alusivos, reporta un manuscrito del XII adicional a una Biblia con las razones por las que las bestias impuras (serpiente, león y águila) pueden significar a Cristo: “Por razón de su reinado son tipos de Cristo: por razón de su rapacidad son tipos de demonios. Y muchos otros hay entre las cosas creadas que tiene doble significado: algunas también son dignas de alabanza, otras merecen reproche y hay gran diversidad por sus hábitos o por su naturaleza”.Queda claro, ¿no?
Hay una descripción más minuciosa basada en Hugo de San Victor: si el enfermo está destinado a mejorar y curar, la calandria se aproximará a él, poniendo su pico sobre su boca y tomando de la respiración del enfermo todo su mal y volando por el aire hacia el sol, quemará sus impurezas y las dispersará, y el enfermo curará.
Por tanto, hay que dar el piquito al caradrio, no vale sólo con que te mire.Puajj.
tiogilito
Mensajes: 1664
Registrado: 24 Mar 2007, 18:29
Contactar:

Vamos acabando

Mensaje por tiogilito »

Y sigue el inglés:
También habla del caradrio Rábano Mauro para no imitarlo en su forma de alimento terrenal, sino la espiritual y divina. O algo así.
Y Honorio de Autun en su Speculum Ecclesiae describe la acción que trabajamos, comparando la salvación del enfermo con la Ascensión, tema que acompaña el vitral de Lyon que hemos visto, lo que hace suponer a Mâle que Honorio intervino en su diseño.
El estudio ya se mete en libros posteriores, aunque algunos son realmente interesantes, como un romance sobre la vida de Alejandro Magno, quien contempla este bicho en el palacio de Jerjes, con pinturas relatándolo. No puede faltar Virgilio, que lo trata también, lo que lleva al autor a mostrar su extrañeza que semejante popularidad no haya influído en la escasísima representación en la imaginería, pero a nosotros nos basta haber encontrado nada menos que en Yorkshire el eslabón de la cadena del modesto San Andrés. Muy probablemente algún clérigo del lugar tuvo acceso al Bestiario y lo supo encajar perfectamente en el “enfermo” de esta iglesia, donde sirvió para ilustrar duramente el sermón correspondiente.
El resto del artículo puede interesarle a Menéndez con sus debates ornitológicos. Y ahora vemos una imagen muy gráfica de la biblioteca real de Bruselas fol.10074 que tomamos de la web
http://bestiary.ca/manuscripts/manugallery1514.htm#
Imagen
donde aparece claramente el mensaje salvífico, ya que se ve a Cristo contemplando la curación del socorrido enfermo, mientras Moisés explica a los judíos que se la están jugando por no bautizarse.
Vemos al pájaro que una vez absorbido el mal, emprende el vuelo hacia el sol, en cuyo interior un tipo sostiene una antorcha, el tipo en la cabecera con el pis del enfermo, todo alegre de la curación y la leyenda: UBI CALADRIUS ASPICIT EGRUM ET SANATUR—ET PORTANS INFIRMITATEM SUAM ARADIO SOLIS.
Vaya currada me he metido.
tiogilito
Mensajes: 1664
Registrado: 24 Mar 2007, 18:29
Contactar:

final del caradrio

Mensaje por tiogilito »

Bueno, que un sabio de calibre balístico, además de asesorarte, llenarte de referencias y escribirte textos, te lo envuelva en música de Bach, es para venirse arriba. Así que aprovechemos esa gran ayuda explicando cómo trata Emile Mâle la vidriera de Lyon, para que la amabilidad de mi sabio de cabecera Imagen puede ser disfrutada por todos los foreros.
En la obra “El arte religioso del siglo XIII en Francia”, Mâle va leyendo la vidriera de abajo a arriba, que es lo correcto. Descubre cómo está inspirada en la obra de Honorio de Autun “Speculum Ecclesiae” y diremos sucintamente que engarza episodios sagrados con animales del bestiario.
Así desde abajo aparece la Anunciación, y la pureza de la Virgen está efigiada en una joven con un unicornio y una flor en la mano. Símbolo de la pureza, no el unicornio en sí, como suele decirse, sino que, siendo un animal irreductible, sólo se somete al regazo de una joven virginal, de manera que el símbolo de pureza es ella y no el bicho. El unicornio representa a Cristo y el cuerno es la fuerza de su poder divino. Así, se deja prender por los cazadores, que luego lo sacrifican.
El segundo medallón, el Nacimiento, con los recuadros de la zarza ardiente de Moisés y el vellocino de Gedeón. También éste, humedecido por el rocío puro de la mañana es prefiguración de la virginidad de María.
El tercero, la Crucifixión con el sacrificio de Isaac y la serpiente de bronce. Porque son prefiguraciones del sacrificio de Cristo, como todos sabemos.
El cuarto, la Resurección, flanqueado por la ballena de Jonás y la leona con los cachorros. Lo de Jonás está archisabido y lo de los cachorros que “nacen” muertos y sólo viven al tercer día cuando el padre los lame, también. Cuenta Mâle que también son equiparables el fénix y el pelícano, aunque no cabían en esa surtida vidriera.
Los siguientes muestran la Ascensión, con Cristo elevándose ante los apóstoles y el compaño son: el kladrius que hemos visto, un águila con sus crias y en la cúspide, unos ángeles. El águila ha sido considerado en el bestiario como representación de Cristo: único capaz de mirar de frente al sol, vuela más alto que ninguno y enseña a sus crías a volar llevándolas sobre sus alas. Busque el lector parangón con Cristo et voila. Y todo lo que llevamos contando del caladrio le hace encajar en esta imagen.
El Speculum, del siglo XII es una colección de sermones enlazados y de gran éxito en su tiempo, que Honorio escribió para las distintas fiestas de la Iglesia, de una manera muy gráfica, como les entraba a las gentes de la época los ejemplos y lo que veían esculpido en los templos.
Pues no he podido resumirlo más. Mil gracias al sabio amigo y no hay estampitas, que ya está bien.Que vayan al face.Imagen
tiogilito
Mensajes: 1664
Registrado: 24 Mar 2007, 18:29
Contactar:

fin del misterio

Mensaje por tiogilito »

Con el sano propósito de terminar este hilo, que tengo otros temas en pista, vamos a desvelar el misterio que quedaba.
Imagen
Situémonos: en la pagina 1 de este hilo en fecha 3 de Junio de 2013 debatíamos (es decir, yo solo, como siempre) sobre el objeto junto a la cabeza del difunto. Hasta pinté el objeto porque me habían comentado la posibilidad de que fuera un báculo. Realmente no veíamos el palo y estaba cerrado, no en forma espiral. Sin embargo, sí que percibíamos una incisiones, como si fueran joyas o adornos. Eso nos hacía descartar una corona, por lo ancho del objeto que parece tener doble volumen. Veamos las fotos.
Imagen

Imagen

Finalmente, creemos haber dado con el objeto reflejado, a través de un interesante estudio del historiador Bonifacio Bartolomé Herrero titulado :” Los usos funerarios en la Alta Edad Media: Tradición cristiana y reminiscencias paganas” escrito con sencillez pero muy completo, pese a que de nuevo nos hace echar en falta no conocer latinajos. Lo tenemos en internet.
El estudioso relata los velatorios en las casas de los difuntos y la serie de supersticiones que se realizaban pese a la condena de la Iglesia. Hay una que creo está erróneamente interpretada: dice que a los difuntos se les “hacía nudos en el cinturón para echar mal de ojo a alguien” cuando, con todo lo que hemos aprendido sobre el tema, es muy probable que la intención fuera la de proteger al cadáver haciendo que los diablos se distrajeran con los nudos, igual que poner los peines de cardar la lana, para que los demonios su pusieran a contar las púas. Pero el motivo de nuestro hallazgo viene poco después, cuando informa que Burchard de Worms contaba que había mujeres que enterraban a los niños recién nacidos, pero bautizados, con una oblata en la mano derecha y un cáliz con vino en la izquierda.
Y ahora es cuando la matan: “Otra costumbre muy extendida era la de poner en la boca de los cadáveres una partícula eucarística, mientras que en otras partes lo que se hacía era colocar esa misma partícula en un relicario que se depositaba en el sepulcro sobre el pecho o al lado del difunto. El origen de este uso hay que encontrarlo en el temor sentido por los fieles de que influencias diabólicas o manos sacrílegas pudiesen afectar a los despojos de los difuntos y con ello molestar a sus espíritus. La presencia de Cristo junto a su cuerpo les garantizaba la inviolabilidad del mismo. Con similar fin se colocaban en las tumbas diversos amuletos como clavos, campanillas, reliquias o láminas de oro y plata con nombres de ángeles inscritos en ellas.
Por último, cuando el cuerpo abandonaba la casa camino del cementerio también se realizaban determinadas prácticas, como por ejemplo hacer que éste atravesara las dos mitades de un carro que había sido partido previamente. Aprovechando esta salida se echaba agua bajo el cadáver y se cuidaba de que los que lo portaban no lo levantasen más allá de sus rodillas para así obtener la curación de alguna enfermedad".
Añadimos que ese relicario que cita el autor es lo que se llama comúnmente el viril, que forma parte de la custodia, la urna generalmente redonda de cristal que contiene la hostia . Ese es el hueco que contiene en el centro nuestro enjoyado objeto a la cabecera del difunto.
Imagen
tiogilito
Mensajes: 1664
Registrado: 24 Mar 2007, 18:29
Contactar:

También Herbert Kessler

Mensaje por tiogilito »

Con la convincente voz de JRU siempre animando y aconsejando, hemos dado con un hallazgo que completa en un ámbito más doctrinal y elevado la figura del caradio. Y nada menos que de la mano de Herbert Kessler.
No podemos extendernos mucho para no “autopisarnos” un intento de artículo que vayausté a saber cómo acaba en este tormentoso panorama revisteril. No importa. A lo único que aspiramos es a que los estudiosos comprueben que en esta humilde iglesia burgalesa está representada ésta más que leyenda medieval, ejemplar único en el continente y con sólo un reflejo románico (en el gótico se dibujó con insistencia) esculpido en Yorkshire, como descubrió Druce. Sería una pena que una autoridad como Kessler pase varios días como suele hacer en Aguilar y no haga una escapada a tan sólo 50 kms.para comprobar la existencia del caradrio en San Andrés de Montearados.
El trabajo del dr.Kessler, publicado en Gesta en 2009 se centra en el significado del caradrio como Cristo en el dibujo de la biblioteca Real de Bruselas que mostramos el 23 de Agosto pasado. Todo el mensaje de no-salvación al pueblo judío como les señala Moisés y las opciones de salvación a los gentiles que aparecen en ese dibujo, es desarrollado brillantemente por el profesor americano. Su título: Christ the Magic Dragon, y, efectivamente, se estudia la relación de Cristo con la serpiente de bronce que salvó a los judíos en el Sinaí.El dragón es una mezcla de serpiente y pájaro y el caradrio tiene las connotaciones buscadas para ver la capacidad de salvación.
El autor americano cita el trabajo de Druce, lo que nos demuestra que conoce la portada de Alne, por lo que pensamos pudiera interesarle el de San Andrés de Montearados.
Que quede constancia para quienes tienen capacidad de pasear al insigne investigador.Imagen
Responder

¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 6 invitados